martes, 5 de noviembre de 2013

Industria siria ha perdido cerca de 2.400 millones de dólares desde inicio de violencia



Foto archivo  
Caracas, 04 Nov. AVN.- El sector industrial de Siria ha sufrido pérdidas por cerca de 2.400 millones de dólares desde el inicio de la violencia en ese país, por parte de grupos terroristas, en marzo de 2011, informó este lunes el ministro de Industrias del país árabe, Kamaleddine Tohme.
El titular de la cartera de Industrias especificó que 1.500 millones de dólares de esa pérdida corresponden al sector privado, mientras que el sector público ha sufrido un daño de 700 millones de dólares, reseñó Telesur.
Tohme explicó que estas cifras son preliminares, debido a que no considera las pérdidas de algunas empresas que se encuentran bajo el control de los grupos armados.
El pasado octubre, el viceprimer ministro para Asuntos Económicos de Siria, Qadri Jamil, informó que la nación árabe ha perdido aproximadamente 100.000 millones de dólares durante el conflicto armado.
Agregó que desde el inicio de la violencia el Producto Interno Bruto de Siria se redujo en, al menos, 30%.
Actualmente, Damasco es víctima de sanciones económicas por parte de Estados Unidos y de la Unión Europea, que incluye la prohibición de importe de petróleo sirio y sus derivados, así como la congelación de todos los bienes del Estado sirio colocados en instituciones financieras estadounidenses y la realización de transacciones comerciales y/o inversiones con Siria.
A finales de octubre pasado, los autodenominados Amigos de Siria (Alemania, Arabia Saudita, Catar, Egipto, Emiratos Árabes, Estados Unidos, Francia, Italia, Jordania, Reino Unido y Turquía) aprobaron medidas que incluyen sanciones económicas, financieras y comerciales coercitivas contra la nación árabe, sin distinción entre organizaciones estatales, sector privado o los ciudadanos comunes.
Las medidas afectan a un gran número de establecimientos y empresas gubernamentales y privadas, que administran e invierten en sectores vitales civiles de suma importancia para los ciudadanos sirios, como la salud, la educación, la electricidad, los servicios y las transacciones comerciales, la banca, el transporte y la energía.
Jamil señaló que esas sanciones han desempeñado un papel importante en el deterioro de las condiciones económicas del país.
No obstante, a pesar de esas pérdidas y de la guerra económica declarada contra Siria, el presidente del Consejo de Ministros, Wael Al Halaki, informó que su país dispone de suficientes reservas de alimentos básicos y derivados del petróleo para mantener la estabilidad de consumo en el país.
"El sector económico y el abastecimiento de diferentes artículos y materiales en el país se encuentra estable y está garantizado, dada la existencia de reservas estratégicas", enfatizó.
AVN 04/11/2013 14:45